Material de laboratorio I: volumétricos

¡Hola a  todos!

Una de las categorías que quiero incluir es la de técnicas de laboratorio, pero me parecía correcto antes de nada, hablar sobre el material con el que se suele trabajar. Quizás para personas con experiencia les sirva más bien de poca ayuda, pero para aquellas que estén empezando o que un laboratorio les parezca terreno vedado, seguro pueden sacar algo de provecho.

En un laboratorio podemos encontrar materiales de metal, de porcelana, de vidrio, e incluso, de plástico. Sin lugar a dudas, el vidrio debido a sus propiedades es el más usado en los laboratorios de todo el mundo ya que no es atacado por casi ningún reactivo, soporta temperaturas relativamente altas, presenta gran resistencia a no ser rayado, es transparente, se lava con facilidad, no conduce la electricidad y que sus precios no son muy elevados. El mayor inconveniente que tiene es que es frágil a los golpes, pero tratando el material con cuidado las ventajas de su uso son infinitas.

El material de vidrio los podemos dividir en: volumétricos (mide volúmenes aproximados), de precisión (para medir volúmenes exactos) y no volumétricos (los que no tienen volumen). Para no hacer una entrada muy extensa, hoy sólo trataré los volumétricos, y posteriormente iré completando.

VASO DE PRECIPITADO

Matraz Erlenmeyer y vaso de precipitado

Matraz Erlenmeyer y vaso de precipitado

Su forma es cilíndrica y se usa para preparar y calentar sustancias. Su capacidad es variada, desde 1 ml a varios litros, y aunque están graduados no se usa para medir líquidos de una forma exacta. Para saber un volumen exacto hay otros materiales que se verán más adelante.

PROBETA

Es un tubo cilíndrico alargado con una base plana y pico en la parte superior para verter líquidos. Existen tanto de plástico como de vidrio. Al igual que el vaso de precipitado, sus mediciones de volúmenes son aproximadas, pero es mucho más preciso.

Probetas de distintos tamaños

Probetas de distintos tamaños

MATRAZ ERLENMEYER

Tiene forma troncónica, y al igual que los dos anteriores están graduados y mide volúmenes aproximados pero no se utiliza para ello. El mayor uso que se le da al erlenmeyer es para realizar volumetrías. Debido a su forma es muy útil para poder realizar mezclas por agitación o para la evaporación controlada de líquidos. La diferencia básica con respecto al vaso de precipitado es que al matraz se le puede taponar debido a su parte superior estrecha.

 

Eso es todo referente a los materiales de vidrio volumétricos. En la siguiente entrada de técnicas de laboratorio, hablaré del material de precisión, pero de momento hasta la próxima: el técnico ambiental.

 

Anuncios

3 Respuestas a “Material de laboratorio I: volumétricos

  1. Pingback: Material de laboratorio II: de precisión | El Técnico Ambiental·

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s