Mi viaje a Chile II

¡Saluditos a tod@s!

Me he hecho de rogar para terminar de contar mi viaje, cualquiera puede pensar que es un truco televisivo para crear expectación… pero nada que ver, es que mi tiempo de inspiración y el de sentarme en el ordenador a escribir no han sido compatibles. Sea como sea, ahí lleváis el resto de mi viaje.

En el primer capítulo del viaje os narré mis aventuras por el desierto y el norte de Chile, hoy os contaré mis impresiones de Santiago de Chile y mi recorrido por el sur del mundo.

Aunque la capital es enorme (unos seis millones de habitantes) y tiene muchas cosas que ver y disfrutar, a mi me recordaba a cualquier capital europea donde puedes perderte y pasar desapercibido sin ningún problema. Lo que uno piensa al pasar unos días en Santiago es que la contaminación se hace patente en el aire, que el chileno es reivindicativo y se preocupa por su país por la multitud de carteles o pintadas que se encuentran en cualquier pequeño rincón o simplemente teniendo alguna charla con alguien de allí. Yo recomendaría subir al Cerro Santa Lucía y al de San Cristóbal para disfrutar de unas vistas impresionantes de la ciudad y probar el mote con huesillo (melocotón deshidratado que te lo sirven en su jugo fresquito con trigo tostado) para sentirse un auténtico chileno.

Ruta del Fin del Mundo

Ruta del Fin del Mundo

Para viajar a Puerto Natales, tuvimos que ir en avión de tres horas de duración de Santiago a Punta Arenas y después unas tres o cuatro horas en autobús en dirección norte para llegar al destino. Las vistas cambian drásticamente en comparación con mi ruta por el norte, ahora eran los prados verdes, los árboles inclinados por los vientos australes y las ovejas no autóctonas (traídas por los ingleses años atrás), era la panorámica general que nos rodeaba.

Punta Arenas es la ciudad más austral de Chile, pero no la que está más al sur del mundo, ese privilegio es de Ushuaia, en territorio argentino, tal vez en otro viaje tenga la oportunidad de ir e incluso zarpar en uno de los cruceros formado por científicos que te llevan a ver pingüinos, ballenas, glaciares y te dan hasta conferencias en algunas de sus diversas rutas (www.australis.com).

Puerto Natales iba a ser nuestro campamento base para la estancia en el sur. Lo primero que había que hacer era organizar las rutas para los días que allí pasaríamos y aclimatarnos un poco al frío. Concretamos un autobús para viajar el día siguiente a Calafate (Argentina), con la incertidumbre de si nos dejarían pasar en la aduana ya que habían tenido días de huelga. Por suerte no tuvimos problemas y después de cinco horas de viaje llegamos al glaciar Perito Moreno. Desde que lo ves en la lejanía impresiona, sobre todo al saber que es el más pequeño de los tres que se encuentran en la zona pero el más accesible para el turista medio. Para ver los otros dos hay que hacer senderismo por la montaña y nieve durante unas cuatro horas y aunque me hubiese encantado, no me daba lugar.

Glaciar Perito Moreno (miren tamaño de personas)

Glaciar Perito Moreno (miren tamaño de personas)

NOTA PARA APRENDER: ¿Sabíais que el glaciar no es agua congelada? Es nieve compactada y cristalizada.

Andar por las pasarelas con vistas al glaciar y contemplar tal panorama es asombroso. No hace falta esperar demasiado para oir como ruge el quebrar de esa inmensidad que se encuentra delante de vosotros. No siempre que se oiga algún estruendo significará que se va a caer algún trozo enorme de sus paredes ya que muchos de los ruidos provienen del interior. Aunque las probabilidades de ver como se rompe el glaciar son elevadas. Yo os recomendaría que os montáseis en el catamarán que os llevará a 200-300 metros de la pared del glaciar, por un precio bastante asequible tendréis unas vistas privilegiadas. Si alguien tiene la intención de hacer la misma ruta, yo le recomendaría que se quedase algunos días más en Calafate para poder hacerlo todo sin tener la sensación de que llegas tarde a todos lados y que conozca más del lugar de lo que yo pude.

Glaciar Perito Moreno desde el catamarán

Glaciar Perito Moreno desde el catamarán

Después de haber pasado un día en Argentina y disfrutado de las vistas del glaciar, me tocaba visitar el parque nacional Torres del Paine, nombrado en 2013 como la octava maravilla del mundo. Desde luego no creo que existan en el planeta muchos parques nacionales con la oportunidad de ver montañas como las del Cerro del Paine (que el pico más alto alcanza los 3.000 metros sobre el nivel del mar), la curiosa formación de los Cuernos del Paine, las propias Torres, valles, ríos, lagos, glaciares y, por si fuera poco, con 7.000 guanacos paseándose a sus anchas compartiendo terreno con ñandúes, ovejas y zorros mientras son observados desde el aire por cóndores y águilas.

Los Cuernos del Paine

Los Cuernos del Paine

Partes del glaciar desprendido en el P.N. Las Torres del Paine

Partes del glaciar desprendido en el P.N. Las Torres del Paine

Guanaco

Guanaco

Al llegar abrir bien los pulmones para respirar aire puro, limpio y frío. Hay carteles que te advierten que los vientos que soplan son fuertes, así que preparaos con piedras en los bolsillos como hice yo, porque los carteles no mienten. Las vistas son maravillosas casi en cualquier dirección, aunque a mi particularmente me fascinó admirar los Cuernos cuyos picos son negros debido a que está formado por roca volcánica, el choque de las placas tectónicas lo que elevó su altura dejando la base de roca sedimentaria de color grisáceo y los glaciares creados hace millones de años erosionaron la roca hasta dejarlos en su estampa actual de picos escarpados.

Torres del Paine con guanacos y ñandú posando

Torres del Paine con guanacos y ñandú posando

Hastá ahí llegó mi ruta por el fin del mundo pero faltando una semana para mi vuelo de regreso. En el regreso a Santiago decidimos alquilar un coche y viajar por la vía panamericana dirección sur a Valdivia y visitando el Salto de Laja y el volcán de Villarica. La carretera eterna sin apenas curvas te deja disfrutar de las vistas de un país del que se puede disfrutar del desierto, de la nieve, de bosques densos, de montañas, de playas y de peajes, muchos peajes. En 750 km tuvimos que pagar unas ocho veces a la ida y a la vuelta, no es que fueran muy caros individualmente, tres euros por peaje, pero es un gasto a tener en cuenta sobre todo si estás a final de viaje.

Salto del León

Salto del León

Salto La China

Salto La China

Como tuve la mala suerte de perder temporalmente mi carnet de conducir (lo encontré el último día que estuve en Chile), fue mi compañero el que se pegó la paliza de conducir todo el trayecto (se hizo unos 1.500 km en tres días) y yo me quedé como mero apoyo logístico de agua y control de gps y de animación al conductor. Debido al percance de mi carnet no pudimos llegar a Valdivia, pero si a Villarica donde disfrutamos de una ruta a pies del volcán activo, refrescándonos con todas las cataratas, o saltos de agua, que se encuentran por la zona y de bañarnos en unas termas de agua calentada por el propio volcán.

Volcán Villarica

Volcán Villarica

Y eso es todo amigos y amigas. Un viaje increíble donde he visto más de lo que podría esperar, conocido a multitud de bellísimas personas y me vuelvo con Chile como parte de mi. Gracias a todas esas personas que han hecho éste viaje tan especial y único, sobre todo a ti que sé que estás ahí.

Ojalá hayáis disfrutado al leerlo al menos la cuarta parte de lo que yo he disfrutado contándolo. Un saludo a todos: el técnico ambiental.

Anuncios

10 Respuestas a “Mi viaje a Chile II

  1. Después de leer tu crónica tengo ganas de conocer Chile, has dejado claro que es un país de enormes contrastes, paisajísticamente hablando.
    Un saludo.

    • Así es. En pocos países se puede ver glaciares, volcanes, playas, desierto, grandes metrópolis,… Merece la pena recorrer Chile e interactuar con todos. Me alegra que te haya picado el gusanillo de viajar 😛

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s