Día Mundial de los Océanos

¡Saludos dominicales!

Hace tan sólo tres días se celebró el Día Mundial del Medio Ambiente y hoy, 8 de junio, es el Día Mundial de los Océanos que se celebra desde 2009 y al que he querido darle su merecido reconocimiento en mi blog.

wod_logo

El lema usado para 2014 es Juntos tenemos el poder de proteger el océano” y está más unido que nunca al Día Mundial del Medio Ambiente pues este año se reivindica el peligro que corren los estados insulares debido al cambio climático con la frase: “Alza tu voz, no el nivel del mar”.

Coral visto bajo el agua (Fuente: foto de Vp enFreeimages.com)

Coral visto bajo el agua (Fuente: Vincenzo Piazza en Freeimages.com)

Para las Naciones Unidas existen los siguientes motivos por los que celebrar un día como hoy:

  • Para recordar a todo el mundo el gran papel que los océanos juegan en nuestras vidas. Son los pulmones de nuestro planeta, que generan la mayoría del oxígeno que respiramos.
  • Para informar a la opinión pública de las consecuencias que la actividad humana tiene para los océanos.
  • Para poner en marcha un movimiento mundial ciudadano a favor de los océanos.
  • Para movilizar y unir a la población mundial entorno al objetivo de la gestión sostenible de los océanos. Son una fuente importante de alimentos y medicinas, y una parte esencial de la biosfera.
  • Para celebrar juntos la belleza, la riqueza y el potencial de los océanos.

Los océanos cubren el 71% de la superficie de nuestro planeta (únicamente el 1% está protegido) y no sólo nos da alimento, sino que regula el clima, absorbe dióxido de carbono y proporciona oxígeno. Por supuesto, también es una agradable lugar donde descansar y realizar actividades al aire libre dejando beneficios turísticos a multitud de localidades costeras. Y sin embargo, ¿somos conscientes de cómo tratamos un bien tan preciado?

La contaminación llega al océano de nuestras propias manos y muchas veces totalmente evitable: aguas residuales, deshechos de turistas inconscientes, pescadores con malos hábitos, vertidos tóxicos de barcos o de plantas petrolíferas y un sinfín de malos actos con horribles consecuencias.

Basura llevada a una plata por la corriente (Fuente: killerturnip en flickr

Basura que la corriente llevó a una playa (Fuente: killerturnip en flickr)

Quizás nosotros como individuos podemos hacer poco cuando son grandes empresas las que cometen tales aberraciones contra los océanos pero ahora que llega el verano no son pocos los que dejan sus recuerdos en las playas en forma de desperdicios. Seamos conscientes y recojamos nuestros deshechos para que podamos seguir disfrutando muchos años más de todo lo que nos brinda el mar.

Personalmente llevo años realizando y compartiendo un gesto con todos los que me rodean y hoy es un buen día para compartirlo con vosotr@s. Las latas de refrescos suelen ir agarradas con unos aros de plásticos y, aunque las reciclemos, el viento las puede llevar al mar y allí provocar pequeñas trampas para animales que allí habitan. Actúa y corta esos aros antes de tirarlos a la basura. Sólo te llevará unos segundos e impedirás que algún animal pueda quedar atrapado.20140608_190943

Otro peligro para nuestros océanos es la pesca masificada y sin control. Quizás por mi infancia en Málaga y haber vivido en un barrio de pescadores (El Palo), del cual me siento muy orgulloso, siempre he sabido del peligro de comer pescado de pequeño tamaño. Si nos alimentamos de pescado que aun no han tenido ninguna opción de reproducción, estamos rompiendo la cadena alimentaria para otros animales y para nosotros mismos. A medio-largo plazo es totalmente insostenible. He encontrado una página donde te dice el tamaño que debe tener el pescado que consumes habitualmente: incofish.org.

Por curiosidad he buscado dos pescados que me encantan y que son típicos de Málaga: la sardina y el boquerón. Resulta que los tamaños en los que se consideran adultos ya maduros son entre 17,5 y 20 cm de largo la Sardinella aurita, típica del oeste del Mediterráneo, y entre 12,5 y 14,3 cm el Engraulis encrasicolus. Así que ya sabéis una forma de saber si el pescado que te dan en el chiringuito es el apropiado. Otro dato para que disfrutéis de las buenas sardinas es que sólo se debe comer en los meses sin la letra “r”. El próximo plato que degusteis, que sea a mi salud que yo lo haré a la vuestra.

Para terminar os dejo una frase del gran observador oceánico Jacques Cousteau:

Tenemos que salvar los océanos si queremos salvar a la humanidad

 

Que paséis feliz día. Os deja un saludo oceánico: el técnico ambiental.

Anuncios

3 Respuestas a “Día Mundial de los Océanos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s